Las pieles de burro son el nuevo marfil

Las pieles de burro son el nuevo marfil - Las pieles de burro son el nuevo marfil
Pedro Luis Martín Olivares - Las pieles de burro son el nuevo marfil

Pedro Luis Martín Olivares – La demanda china de sus pieles está causando la matanza desenfrenada en África

Los BURROS son la columna vertebral de muchas aldeas agrícolas en los países en desarrollo. Pero si las tendencias actuales continúan, los pobres rurales del mundo pronto necesitarán encontrar una nueva bestia de carga. Las filas de los animales se han reducido drásticamente en muchos países africanos: la población de burros de Kenia, por ejemplo, se ha reducido a la mitad desde 2009, a 900,000. La causa principal no es ni la enfermedad ni la disminución de la demanda de burros vivos, sino un floreciente mercado de sus pieles. En el gráfico mostrado a continuación se observa según la FAO la población mundial de burros:

Las pieles de burro son el nuevo marfil 1 - Las pieles de burro son el nuevo marfil

Desde la antigüedad, los chinos han consumido ejiao, una gelatina hecha al hervir y refinar la piel de burro para producir un tónico tomado como elixir. A medida que el país se hizo más rico en los años 1990 y 2000, la demanda del producto creció y se necesitaron menos burros para la agricultura y el transporte. Como resultado, solo había 5 millones de burros en China en 2016, frente a 11 millones en 1990. Debido a que los burros se reproducen a una taza relativamente pobre, China ya no tiene suficientes para satisfacer su sed de ejiao. Una solución es falsificar el producto utilizando la piel de otros animales, como los cerdos. Pero algunos fabricantes ahora han instituido pruebas de ADN para garantizar que su ejiao sea genuino. La otra opción es traerlo desde el extranjero.

Los mayores proveedores de China son africanos. En Kenia, el precio de un burro aumentó en un 325% durante un período de seis meses el año pasado. De 2011 a 2016, el número de burros cayó un 60% en Botswana y un quinto en Lesotho. Pero los países de todo el mundo se están involucrando en el acto. En Kirguistán, que limita con China, y en la India, las poblaciones disminuyeron en un quinto solo durante 2015 y 2016. Más lejos, Colombia perdió casi una décima parte de sus asnos y Brasil alrededor del 5% durante el mismo período. Algunos burros sudamericanos son transportados a más de 1.000 km para ser sacrificados, lo que demuestra el alcance de la demanda china.

En el cuadro mostrado a continuación se observa las variaciones de la población de burros entre los años 2011-2016.

No se puede culpar a los agricultores pobres por vender sus burros por sumas que empequeñecen su valor como animales de tiro. Pero en muchos casos, los vendedores no son los propietarios reales. En cambio, los ladrones han comenzado a robar burros con el fin de aprovechar los precios en alza, dejando a los agricultores sin sus trabajadores más preciados. En respuesta, alrededor de 15 países han tomado medidas para frenar el comercio de burros, como la negación de permisos de exportación. En 2015, Pakistán se convirtió en el primer país en prohibir la exportación de pieles de burro. Varios países africanos, incluido Botswana, ahora prohíben las exportaciones a China. The Donkey Sanctuary, una organización benéfica, quiere un alto inmediato al comercio. Pero con el ejiao popular entre las clases medias de China, su gobierno no está escuchando. En enero, impulsó la industria al reducir el arancel sobre las importaciones de pieles de burro del 5% al ​​2%.

Venezuela se verá obligada institucionalmente a fijar una posición al respecto, adopta la postura China de una matanza indiscriminada para obtener beneficio económico o se ubica al lado de la posición de Pakistán, país que protege los burros. Que será de la canción que dice: “…con mi burrito sabanero voy camino de Belén…” 

Sabías que puedes leer este artículo y otros en Telegram
Telegram Messenger 1 - Las pieles de burro son el nuevo marfil

Pedro Luis Martín Olivares
Economía y Finanzas

Be the first to comment on "Las pieles de burro son el nuevo marfil"

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


*